Millán considera poco serio que el PP vuelva a prometer como moneda de cambio inversiones que deberían haber estado ejecutadas

344
POLÍTICA

El candidato a la Alcaldía de Jaén dice que resulta “muy poco formal y creíble” que tras cinco años con proyectos paralizados en la capital, desde el Conservatorio al tranvía, estos y otros equipamientos vuelvan a ponerse encima de la mesa y se condicionen al gobierno de la ciudad cuando ya deberían estar al servicio de la ciudadanía.

El candidato socialista a la Alcaldía de Jaén, Julio Millán, considera poco serio que el candidato del PP vuelva a prometer como moneda de cambio inversiones para la ciudad competencia de su partido en la Junta que deberían haber estado ejecutadas o en ejecución en los últimos 5 años.

Millán dice que resulta “poco formal e incluso poco creíble” ante la ciudadanía que proyectos que llevan años paralizados en la capital, caso del tranvía, el Conservatorio o la Ciudad de la Justicia con hasta tres reformulaciones urbanísticas de los terrenos hechas desde el Ayuntamiento a petición de la propia Junta “vuelvan ahora a ponerse sobre la mesa y se condicionen y usen como moneda de cambio para obtener el gobierno de la ciudad”. “Son proyectos que debíamos haber visto en marcha estos últimos cinco años, bien puestos en servicio bien en obras. Ahí entran también la oficina del SAE, la Ciudad Sanitaria, distribuidores, autovías a Jaén e incluso la descatalogación de Las Protegidas, que el propio presidente de la Junta llevaba en su programa electoral de 2018, que desapareció del de 2022 y que ahora saca de nuevo el candidato”, recuerda. “Es que son proyectos que han de realizarse sin más, porque forman parte del trabajo que la administración autonómica tiene que desplegar en Jaén, porque así se comprometió hace años y por tanto, no se condicionan a nada, se ejecutan”.

Millán recuerda que el pasado mes de febrero se celebró un Consejo de Gobierno de la Junta en Jaén “en el que el PP con candidato in pectore, no fue capaz de comprometer inversiones para la capital”. “Pensar que ahora va a ser diferente cuando no depende de su voluntad ni de su competencia es complicado, y no es de recibo fiar la gobernabilidad de Jaén a cuestiones que tienen otro espacio en el que reivindicarse”, sostiene.

El candidato insiste en ligar el futuro de la ciudad para los próximos 4 años a acuerdos sobre competencias municipales y sacar todo lo demás de una negociación “en la que lo que tenemos que valorar es el desarrollo de los proyectos locales sobre los que tenemos capacidad y compromisos ciertos como Ayuntamiento”.

“Creemos que estos proyectos que tenemos sobre la mesa, concretos y cuantificados, fruto de un trabajo de cuatro años, que son iniciativas transformadoras para la ciudad y que dependen básicamente de nuestra gestión desde el Ayuntamiento son los que deben formar parte de la hoja de ruta para este mandato. Buscar iniciativas y proyectos más allá de lo que competencialmente nos corresponde también forma parte del talante con el que se ha trabajado y que nos ha caracterizado, pero es importante trabajar en nuestras posibilidades como ciudad con las herramientas de la administración local, que es la que hay que gestionar en este mandato”, recuerda.