El PP de Jaén se reúne con el sector educativo para mostrar su posicionamiento en contra de la ley Celaá y a favor de la libertad de enseñanza

89

Requena señala que “creemos en la escuela pública, la privada y la concertada como garantía de la pluralidad de proyectos y de opciones educativas en convivencia y en libertad”.  

El Partido Popular de Jaén se ha reunido con una veintena de representantes del sector de la enseñanza concertada de la provincia y los portavoces de Educación del PP en el Congreso y en el Parlamento andaluz, Óscar Clavel y Miguel Ángel Ruiz respectivamente, a fin de exponer “nuestro posicionamiento” en materia educativa. Este encuentro forma parte de una ronda de reuniones que la dirección provincial mantendrá con diferentes representantes y colectivos educativos de la provincia a fin de conocer las inquietudes del sector, un sector que “está siendo utilizado como moneda de cambio de un gobierno de España que se ha vendido ante independentistas, nacionalistas y bilduetarras”, ha lamentado el presidente provincial y diputado nacional del Partido Popular de Jaén, Juan Diego Requena. Así se ha referido a la Ley Celaá que otorga a las administraciones la capacidad de escolarizar alumnos en centros contra la voluntad de sus padres bajo la excusa del equilibrio; relega los centros de educación especial a residuales; permite titular Bachillerato con una materia suspensa; y renuncia a las competencias del Estado en materia educativa como elemento vertebrador.

El dirigente popular ha señalado que la Ley Celaá “se cargará la educación y ya por eso ha recibido otro tirón de orejas de la UE quien ha criticado la falta de diálogo y consenso con partidos y sociedad civil en la contrarreforma educativa”. Desde el PP siempre hemos dado prioridad al consenso, ante cualquier normativa o cambio en el sistema educativo pues “entendemos que es fundamental el acuerdo de todos para ofrecer la mejor base a nuestros hijos de cara a su formación y su futuro”. Sin embargo, ha criticado que PSOE y Podemos quieran ir “por libre” puesto que jamás obtendrán consenso con esta ley que “pasará a la historia por cargarse los endebles resortes que quedan todavía en pie en la educación en España”. La desaparición del español como lengua vehicular, el golpe mortal a la libertad de elección educativa, a la concertada, la diferenciada y la especial, llevará el nombre de la ministra y el de Sánchez.

Sin embargo, ha explicado Requena que lo que pretende el PP es que la misma libertad que tuvo Celaá para elegir la educación de su familia la puedan seguir teniendo todos los padres con sus hijos siguiendo el modelo constitucional de 1978. Es decir, “siempre defenderemos la libertad de elección educativa, la que elijan los padres para sus hijos, como establece la Constitución, sin que un Gobierno la tenga que imponer”. La calidad de la enseñanza pública, la libertad de elección de la concertada, la diferenciada y la especial, y el castellano como lengua vehicular, ha dicho, “son líneas rojas de nuestro ideario que no permitiremos que se sobrepasen”.

Desde el Partido Popular han lamentado el “ataque sin precedentes que PSOE y Podemos quieren hacerle a la educación concertada y especial”. Parece ser que para Sánchez e Iglesias, ha apostillado el diputado popular, la libertad de las personas y en este caso de los padres a elegir centro y tipo de educación para sus hijos, es un problema” y eso es algo que el PP no está dispuesto a permitir. Por eso, además de la recogida de firmas contra la ley Celaá, Requena ha explicado que al recurrirán al Constitucional y a las instancias europeas si llegara el caso porque “no vamos a permitir que ningún derecho fundamental sea moneda de cambio para los PGE”.

En definitiva, con esta ronda de reuniones, el Partido Popular de Jaén quiere hacer llegar al sector educativo su mensaje. “Siempre defendemos la calidad de la enseñanza pública, la libertad de elección de la concertada, la diferenciada y la especial, y el castellano como lengua vehicular y no permitiremos que este gobierno social-comunista pisoteé la libertad de educación que proclama nuestra Constitución, la de todos los españoles”. En resumen, en el PP “nos posicionamos a favor de la libertad de elección, de la calidad educativa sin regalar títulos con materias suspensas, de la autonomía de los centros y la figura del docente y el director, en la existencia de los centros de educación especial tal y como están funcionando hoy, con un modelo educativo que no margina, sino que creemos en la escuela pública, la privada y la concertada como garantía de la pluralidad de proyectos y de opciones educativas en convivencia y en libertad, frente a este proyecto de Ley que rompe el actual modelo educativo”.