El Olivo Arena ayudó a los jugadores para la remontada

320
FÚTBOL SALA

Por fin llegó la victoria en el Palacio de Deportes Olivo Arena del Jaén Paraíso Interior FS ante el Barça. El partido, repleto de emoción, dejó la segunda remontada consecutiva para que los de Dani Rodríguez sigan manteniendo la tercera posición y se sitúen a tan solo tres puntos del líder. El Barça acumuló una ventaja de dos goles gracias a Sergio González y Antonio Pérez. En la segunda parte, nueva exhibición de garra e identidad de Jaén Paraíso Interior FS para cerrar la victoria con goles de Mati Rosa y Chino, por partida doble. El Olivo Arena rugió como nunca en la que será una noche para la historia de la ciudad.

Comenzó el partido con el quinteto habitual de Dani Rodríguez. El Barça, en el que destacaba la ausencia de Pito y Adolfo, manejaba la posesión del balón ante un Jaén Paraíso Interior FS que buscaba las contras para generar peligro sobre la meta de Dídac Planas. De hecho, las más clara llegaría para el equipo amarillo tras un control espectacular de Alan Brandi que solo pudo detener Antonio Pérez.

El ecuador de la primera mitad era superado y la acción en las área se incrementaba con el paso del tiempo. En apenas un minuto, dos disparos a la madera alertaron a ambos equipos. Primero Nicolás Marrón y seguidamente Pablo del Moral. La igualdad marcaba el duelo, con un Barça que poco a poco se agarraba a la figura de Dyego para hundir la defensa amarilla. En el 18, acción por la izquierda que remataba Sergio González en el interior del área para desequilibrar la balanza. Momentos de agobio para Jaén que pudo salvarse gracias al pie salvador de Mati Rosa, que estaba bien posicionado en la portería para despejar el disparo de Erick. Al tiempo de descanso, cero a uno para equipo visitante.

El segundo período sería el decisivo para determinar al ganador. El equipo culé comenzó con fuerza, siendo Antonio Pérez el encargado de ampliar la ventaja tras un duro derechazo directo a la red. Necesitaba Jaén Paraíso Interior FS un gol para engancharse al encuentro pero un gran Dídac evitaba cualquier acercamiento peligroso de Jaén. Pero en el minuto 31, acción con fortuna de los amarillos que remató Mati Rosa para recortar y crear la locura en las más de 6.300 personas presentes en las gracias del Olivo Arena.

El partido avanzaba y en el minuto 34, se sucederían dos acciones clave del encuentro. Tras la lesión grave de Sergio González, que tuvo que ser retirado en camilla, llegaría la quinta falta del Barça. Oportunidad que no desaprovecharía Chino para batir a Dídac desde el punto del doble penalti. El dos a dos resaltaba en el electrónico y la Marea Amarilla sabía que su momento había llegado. Jaén Paraíso Interior FS jugaba con “seis jugadores” y el Barça apenas podía controlar la posesión. El Barça pudo paliar la situación con un penalti a su favor. Catela lanzaría y Espindola adivinaría para llenar de confianza a los suyos. A falta de un minuto para el final, locura máxima en Jaén gracias al típico chinazo que ponía el 3-2. Catela saltaba a la pista con la camiseta de portero-jugador pero el muro de Jaén Paraíso Interior FS retendría la victoria ante el líder.