Nueva edición de la Feria del Espárrago Blanco de Bedmar que regresa tras la pandemia

101

El diputado de Promoción y Turismo, Francisco Javier Lozano, destaca la experiencia turística que representa esta iniciativa, que se celebrará del 24 al 27 de marzo.

La Diputación de Jaén mantiene un año más su colaboración para la celebración de la séptima edición de la Feria del Espárrago Blanco de Bedmar que regresa a la normalidad tras los dos años de pandemia. El diputado de Promoción y Turismo, Francisco Javier Lozano, ha presentado junto al alcalde de este municipio, Pablo Ruiz, y la concejala de Turismo del Ayuntamiento de Bedmar y Garcíez, Isabel Troyano, el programa de actividades diseñado para esta cita que tendrá lugar del 24 al 27 de marzo. “Esta Feria del Espárrago Blanco es una experiencia turística única y una oportunidad para conocer el municipio de Bedmar desde una perspectiva diferente. Con una programación intensa dirigida a distintos públicos, donde vamos a poder conocer de primera mano el proceso de recolección o la simbiosis entre el espárrago y otros productos de nuestra tierra, como el aceite de oliva virgen extra”, ha destacado el diputado provincial.

Showcookings y demostraciones culinarias en las que participará, entre otros chefs, el jiennense Juan Aceituno, del restaurante Damajuana, poseedor de una Estrella Michelin; mesas redondas sobre gastronomía y dietética; visitas guiadas a parajes del Parque Natural de Sierra Mágina como Cuadros, a Paleomágina o a empresas conserveras como Congana; el pregón que pronunciará el periodista Antonio Martínez; música y pasacalles, conforman la variada propuesta de una feria en la que también se invita a los participantes a conocer cómo se recolecta el espárrago por la noche, así como todo el proceso de manipulación, conserva o comercialización. En este sentido, el diputado de Promoción y Turismo se ha referido a la importancia de este evento “también desde la perspectiva turística, por poner en marcha una iniciativa que desarrolla una economía trasversal y sostenible, porque la conectamos con el mundo de la restauración jiennense defendiendo los valores del consumo de lo autóctono, una gastronomía de kilómetro cero y experiencial que invita a que los turistas nos conozcan a través de los sentidos, en este caso a través de los productos que nacen en nuestra tierra”.

Junto a la vertiente turística, Francisco Javier Lozano también se ha referido al valor económico que representan los cultivos alternativos y complementarios al olivar. “Acciones como la Feria del Espárrago nos diferencian de otros territorios, porque ponen en valor una agricultura alternativa, que puede liderar, entre otras hortalizas, el espárrago”. En esta misma línea, el alcalde de Bedmar, Pablo Ruiz, ha recordado que “decidimos hace 7 años que esa agricultura alternativa tenía que estar soportada por un evento que la gente de nuestra localidad lo sintiera como parte de su ADN, no solo para enfatizar en este producto, sino también en toda la cadena de valor que conlleva, desde su trabajo agrícola hasta su exportación, su valor nutricional, su importancia comercializadora, y ese aporte laboral que representa para la localidad. Una campaña normal supone entre 9.000 y 10.000 jornales que son tres meses de trabajo para unas 100 personas, lo que sumado a la campaña de la aceituna permite que la gente se dedique a la agricultura plenamente”.

Por último, el alcalde de Bedmar ha animado a bedmarenses, jiennenses y visitantes a participar en esta feria “que esperamos, se celebre con la mayor normalidad después de que el pasado año tuviéramos que hacerla de manera virtual”.