La Policía Nacional desmantela una organización de traficantes de droga en Linares

575

Tenemos que hacernos eco de otra gran actuación de la Policía Nacional en Linares donde se ha logrado desmantelar una organización criminal presuntamente dedicada a la compra-venta y distribución de sustancias estupefacientes. La organización se encontraba asentada en las barriadas de Arrayanes y la Estación de Linares-Baeza, donde se han realizado además varias detenciones en otras redadas. Ha sido un trabajo de más de un año de investigaciones se logró acreditar los cinco “escalones” del recorrido que realizaba la cocaína desde Colombia hasta Linares, desde donde se suministraba a pequeños distribuidores y se vendía al menudeo al consumidor.

El operativo de toda esta trama se inició en el mes de junio del pasado año 2017, los investigadores iniciaron diferentes vigilancias y seguimientos sobre uno de los más importantes traficantes de droga que operaba en la barriada linarense de Arrayanes. Gracias a esto, se logró identificar a su principal proveedor de cocaína. Mediante diferentes informaciones, los agentes tuvieron conocimiento de que el presunto cabecilla de la organización, iba a recibir en uno de  sus domicilios a un traficante de drogas asentado en la capital jiennense con el fin de entregarle una partida de heroína, estableciéndose un amplio dispositivo que finalizó con la detención del distribuidor.

Después de diferentes actuaciones y detenciones y pequeños alijos de drogas y descubrir el recorrido por donde llegada la droga, ha dado como consecuencia del resultado final de la Operación Koala, desarrollada en dos fases, se ha culminado con la detención de 20 personas, once registros domiciliarios, repartidos entre Arrayanes, Linares-Baeza y la localidad de Marmolejo donde se han incautado de 1.400 gramos de cocaína, 70 de heroína, 45.000 euros en metálico, así como otros efectos, destacando una prensa mecánica para elaboración de paquetes de cocaína, 1.200 gramos de oro, 300 gramos de sustancia de corte, seis armas de fuego, ocho básculas de precisión, nueve vehículos y 19 terminales móviles. De igual modo, se han clausurado seis puntos venta de sustancias estupefacientes, considerándose como totalmente desmantelada la organización criminal que operaba en la zona.