El Gobierno andaluz insta a la colaboración de todos para que la campaña de recogida de la aceituna en Jaén siga siendo segura

75

La Junta de Andalucía insta a la colaboración de todas las administraciones, agricultores, sindicatos y organizaciones sociales para conseguir que la campaña de recogida de la aceituna vuelva a ser segura. El viceconsejero de Presidencia, Antonio Sanz, ha felicitado a todos los miembros del Foro Provincial para la Integración de las Personas de Origen Migrante por el magnífico resultado del año pasado, en el que se aunaron los flujos migratorios de personas que llegaron a la provincia jiennense para recoger la aceituna durante los meses de noviembre y diciembre con un control riguroso de la pandemia. «El año pasado, estábamos ante uno de los momentos más difíciles para preparar una campaña como esta por las circunstancias derivadas de la Covid-19 y fue todo un éxito. Este año, seguimos conviviendo con la pandemia, pero la situación es diferente. Gracias al esfuerzo de todos, hemos avanzado mucho », ha indicado Antonio Sanz.

Asimismo, el viceconsejero ha señalado : «Afrontamos esta campaña desde la misma responsabilidad que lo hicimos el año pasado ante las circunstancias de la pandemia. La Junta de Andalucía ni se va a relajar ni va a rebajar nada de lo que tenga que ver con una intervención preventiva en cuanto al desarrollo del protocolo de detección precoz de vigilancia, asistencia y control por la Covid-19 que pondremos en marcha en relación a los trabajadores agrícolas que se desplazarán con motivo de la campaña de la aceituna que se desarrolla en la provincia jiennense».

La delegada del Gobierno de la Junta en Jaén, Maribel Lozano, y la directora general de Políticas Migratorias, Mar Ahumada, han participado en el foro también desde el Palacio de San Telmo que se ha encargado de dar los primeros pasos en coordinación de un dispositivo que volverá a estar marcado con las condiciones excepcionales derivadas de la pandemia de Covid-19, aunque con la realidad de que las altas cifras de vacunación entre la población hacen que el grado de inmunidad sea alto, lo que hace que el escenario sea bien diferente al del año pasado. Maribel Lozano fue la encargada de repasar, junto a las delegadas territoriales de las consejerías de Agricultura, Ganadería y Pesca; Igualdad y Políticas Sociales y Salud y Familias, los diferentes protocolos y medidas que ya se encuentran coordinadas para que la campaña de la aceituna vuelva a ser segura.

La Consejería de Agricultura, Ganadería, Pesca y Desarrollo Sostenible puso a disposición del foro la herramienta telemática Trade, que consiste en una APP en la que los agricultores registran a sus trabajadores durante la campaña, lo que contribuye a mejorar la coordinación y la trazabilidad en caso de contagios. Además, se está pendiente de las cifras del Aforo Oficial del Aceite de Oliva, que aportará información sobre el volumen de cosecha que se espera y la evolución de la maduración, lo que resulta determinante para conocer las necesidades de mano de obra y el inicio de la campaña. De hecho, la Junta mantiene un diálogo constante con las organizaciones agrarias para ir avanzando en este sentido.

La Consejería de Igualdad, Políticas Sociales y Conciliación volverá a poner en marcha una línea de ayudas para impulsar la acogida de los trabajadores temporeros y de las personas migrantes en general. Está dirigida a ayuntamientos y se enfoca, principalmente, a financiar programas que impulsen el acceso a la vivienda, el acogimiento temporal o la puesta en marcha de iniciativas que contribuyan a la participación de estas personas en la estructura social de los municipios que los acogen. Las ayudas pasan de los 150.000 euros del año pasado a 309.000 euros, que será la dotación que está a disposición de estos programas durante esta campaña.

Respecto a coordinación en materia sanitaria, la Consejería de Salud y Familias continuará con las medidas extraordinarias para ofrecer una rápida respuesta sanitaria. Pese a que el grado de inmunización es elevado en la provincia (el 88% de los mayores de 12 años están vacunados), se trabajará con la premisa de que llegan trabajadores de otras comunidades y países, que pueden no contar con la vacuna. De ahí que se harán test para detectar casos de Covid-19 y, además, se ofrecerá la vacuna a los trabajadores que vengan a trabajar y aún no la tengan. Se hará a través de una pauta de vacunación de una sola dosis. Asimismo, la evolución del grado de inmunización obligará a modificar los protocolos de albergues, algo en lo que se trabaja constantemente pese a las circunstancias cambiantes de la propia pandemia. Durante el pasado año, se realizaron 3.396 test, de los que 65 fueron casos positivos. De ellos, 60 realizaron el aislamiento en un centro de evacuación.

La delegada del Gobierno de la Junta, Maribel Lozano, también recalcó que habrá una campaña de comunicación para dar información a agricultores y temporeros sobre las circunstancias de la campaña y la situación de la mano de obra en la que, principalmente, se apelará a los trabajadores migrantes a venir a la campaña con un contrato de trabajo. Además, también se pondrá en marcha una red de mediadores interculturales para prestar atención y asesoramiento a las personas que se desplacen para trabajar en la campaña aceitunera. El Foro Provincial para la Integración de las Personas de Origen Migrante volverá a reunirse durante el próximo mes de octubre.