El PSOE reclama a la Junta un plan especial de empleo para jornaleros ante la merma de la campaña de la aceituna por la sequía

61

El secretario general del PSOE de Jaén, Francisco Reyes, reclamó hoy a la Junta de Andalucía que apruebe un plan especial de empleo para los jornaleros y jornaleras de la provincia ante las previsiones de una baja campaña de aceituna como consecuencia de la sequía. “Si la Diputación, con un presupuesto de 116 millones, ha sido capaz de poner en marcha un plan de empleo de 10 millones de euros, ¿cuánto puede poner la Junta de Andalucía con un presupuesto de más de 40.000 millones de euros?”, preguntó directamente a Moreno Bonilla. Reyes también indicó que el PSOE le ha solicitado ya al Gobierno de España que se proceda a la rebaja o eliminación de las peonadas para facilitar al acceso al subsidio agrario en una campaña donde los trabajadores del campo “no van a poder ingresar lo que vienen ingresando cada año en sus casas gracias a la campaña de la aceituna”.

En rueda de prensa, Reyes pidió a Moreno Bonilla que “deje de mirar hacia otro lado y que ejerza como presidente de Andalucía” para ayudar a las familias. “Ya no tiene excusas. Tiene mayoría absoluta y más dinero que nunca. Ha llegado la hora de que se ponga a trabajar como el Gobierno de Pedro Sánchez”, instó.

El líder socialista valoró el esfuerzo que está desplegando el Gobierno de España para apoyar a las familias y las clases medias y trabajadoras en esta situación de dificultad, primero por la pandemia y después por la invasión de Ucrania, y lamentó por el contrario que Moreno Bonilla “les sigue fallando a los andaluces, porque tiene la mochila vacía, sin planes especiales y sin medidas de apoyo a las familias, los trabajadores y las empresas”.

Reyes dijo que si Moreno Bonilla no tiene ideas, el PSOE se las va a ir dando y avanzó las dos primeras peticiones, que además se llevarán al Parlamento. La primera es que la Junta “impulse un paquete de medidas de ayuda a las familias y a la protección del empleo”, con una batería de iniciativas que contemplará, entre otros, un plan de empleo con 200 millones de euros, la bonificación del transporte público (igual que lo está haciendo Pedro Sánchez) o una ayuda de 300 euros para autónomos.

La segunda es que se constituya un grupo de trabajo en Andalucía para poner en marcha medidas contra la sequía, donde, aparte del plan especial de empleo para los jornaleros, se puedan adoptar también iniciativas que garanticen el abastecimiento, regulen las dotaciones de agua para riego y aseguren su uso industrial y turístico. Argumentó que el 60% de la población andaluza depende de cuencas intracomunitarias que son competencia de la Junta de Andalucía, por lo que exigió a Moreno Bonilla “que deje de mirar al Gobierno de España y que actúe”.

Reyes indicó que la Junta de Andalucía que tiene que empezar a asumir sus responsabilidades, porque “hasta ahora lo único que funciona bien en ese gobierno es la publicidad, la propaganda y el desmantelamiento de los servicios públicos”, algo que “seguimos viendo en la sanidad de nuestra provincia, donde faltan profesionales, las listas de espera se alargan y los pacientes son derivados a clínicas privadas y a otras provincias”. “Nuestros hospitales y centros de salud están hoy peor que nunca y eso lo saben perfectamente los pacientes porque lo sufren día a día”, aseveró.

En este contexto, reprochó a la Junta que haya empezado “otra vez” a echar balones fuera con la Ciudad Sanitaria, un proyecto “en el que no han hecho nada en 3 años y medio salvo sacar pecho por los terrenos que cedieron Diputación y Ayuntamiento”. “Y ahora empiezan otra vez a escurrir el bulto y a echarle la culpa a los demás de una paralización que sólo es atribuible a la falta de compromiso del señor Moreno Bonilla. Son las mismas excusas que mantienen parado al Tranvía sin motivo justificado”, abundó. Atribuyó estos hechos “al sectarismo del PP ”, ese sectarismo “que les lleva a poner a Andalucía al servicio de los intereses del PP de Feijóo”.

Reyes comparó esta inacción de la Junta de Andalucía con el esfuerzo que está desplegando el Gobierno de España, que tiene en marcha “la agenda social y ciudadana más potente de la última década”, un Gobierno que “se ha puesto del lado de las familias y de las clases medias y trabajadoras” y que por ello ha impulsado “un impresionante escudo social” para paliar los efectos de la pandemia o de la invasión de Ucrania.

“Pedro Sánchez ha protegido el empleo a través de los ERTE, ha concedido prestaciones extraordinarias a los autónomos, ha facilitado la financiación de empresas, ha bonificado el combustible con 20 céntimos, ha aprobado la gratuidad de los abonos de media distancia, ha bonificado el transporte en autobús, ha bajado el IVA de la luz al 5%, ha impulsado un complemento de 100 euros mensuales para los estudiantes con beca, ha puesto en marcha el ingreso mínimo vital y otra ayuda de 200 euros para rentas más bajas, ha subido las pensiones no contributivas, ha limitado los precios del butano y de los alquileres, y ha destinado ayudas para transportistas y agricultores”, enumeró.

Añadió que estas medidas puntuales no han sido impedimento para que además el Gobierno de España haya registrado “algunos de los avances más importantes de la historia de la democracia”, como la subida del salario mínimo a 1.000 euros, la actualización de pensiones conforme a IPC, el incremento de las becas, el aumento de presupuesto para Dependencia, las ayudas al alquiler de la vivienda para jóvenes, el Bono Cultural Joven, el permiso de paternidad a 16 semanas o el nuevo derecho para que las trabajadoras del hogar puedan acceder a las prestaciones por desempleo.

“El Gobierno de Pedro Sánchez es el Gobierno de la gente, el Gobierno que trabaja por mejorar la vida de las personas, paliar sus dificultades y ayudar a las familiar. Vamos a seguir pidiéndole en los próximos meses que mantenga ese sello social, que siga al lado de las familias, mientras la derecha sigue al lado de los poderosos”, adelantó.

En este punto, afeó la actitud del PP de Feijóo, que está practicando “una oposición irresponsable, contraria al interés general, en la que todo vale con tal de desgastar al Gobierno, utilizando políticamente la pandemia o los efectos económicos de la invasión de Ucrania para sacar rédito electoral”.

Reyes también se refirió a las elecciones municipales de mayo. Recordó que el PSOE gobierna en 67 municipios para más de 500.000 vecinos y vecinas de la provincia y garantizó que en estos últimos 8 meses de mandato “vamos a seguir trabajando para cumplir nuestros compromisos y para seguir ayudando a las familias de nuestros pueblos”. “Eso es lo que vamos a continuar ofreciendo en los ayuntamientos: gobiernos de la gente, gobiernos municipales que se preocupen de resolver los problemas de las personas, con alcaldes y alcaldesas que dan la cara y luchan por mejorar la vida de sus vecinos y vecinas”, concluyó.