La Concejalía de Seguridad Ciudadana y Tráfico refuerza los servicios de la Policía Local en el entorno de los colegios

44

El concejal de Seguridad y Tráfico, Miguel Castro, acompañado del intendente jefe de la Policía Local, Rafael Domingo, y responsables del Cuerpo ha comenzado una ronda de entrevistas con los responsables de los centros educativos para conocer de primera mano sus necesidades, con vistas a los primeros días de la vuelta a la actividad educativa que, al igual que el resto del país, está marcada en la capital por la necesidad de adoptar medidas que contribuyan a frenar la pandemia del coronavirus.

Por el momento, como ya ha explicado el responsable municipal, “se ha incrementado la presencia de agentes en aquellos puntos que hemos considerado más sensibles y, de la mano de la comunidad educativa, implementaremos las acciones que sean precisas”. “El objetivo es poner de nuestra parte para que la vuelta al cole sea segura”, ha dejado claro el edil. Entre las acciones que ya están en marcha está el corte de vías, con lo que se evita que haya grandes concentraciones de personas en la puerta de los centros, al permitir un mayor distanciamiento social. También se ha incrementado la vigilancia en puntos donde hay mayor afluencia de vehículos, para evitar posible congestiones en el tráfico o atropellos.

“Somos concientes del gran esfuerzo que están realizando los educadores para garantizar la distancia social y minimizar los riesgos en las aulas y también queremos contribuir a este objetivo fuera de los centros”, ha asegurado el concejal que, en esta línea, ha agradecido a las direcciones de los distintos centros y a las asociaciones de padres y madres su colaboración para que, cuanto antes, se puedan tomar medidas que eviten posibles “situaciones de riesgo”.

El concejal y los mandos policiales han acudido hoy al colegio Gloria Fuertes, en el barrio de Expansión Norte, y tienen previsto conocer, de primera mano, las necesidades de otros centros en los distintos barrios de la capital y, de este modo, conocer la eficacia de las decisiones ya adoptadas o adoptar soluciones, en caso de que sea necesario, de forma ágil. “Hay que procurar que nuestros niños y niñas vayan al colegio con tranquilidad y ayudar a las familias”, ha insistido Castro.