El Festival de Otoño de Jaén festejó Santa Cecilia con un combinado de fanfarrias y patrimonio monumental

94

SANTA CATALINA

Los Baños del Naranjo y los Balcones de la Catedral de Jaén han acogido las interpretaciones de estas originales piezas musicales, a cargo del Coro de Trombones del Conservatorio Superior de Música de Jaén y de la Banda Municipal de Jaén.

El frío no ha podido con la cálida propuesta organizada dentro de la programación del Festival de Otoño de Jaén. Los Baños del Naranjo y los Balcones de la Catedral de Jaén han sido los dos espacios elegidos para que los metales del Coro de Trombones del Conservatorio Superior de Música de Jaén y de la Banda Municipal de Jaén tocaran fanfarrias en honor a Santa Cecilia

Qué mejor forma de celebrar Santa Cecilia que sumando una pieza tan singular como la fanfarria con el patrimonio monumental de la ciudad. Y esa ha sido la propuesta que se ha vivido dentro de una nueva actividad de Festival de Otoño de Jaén. Una ruta que ha incluido un espacio tan especial como los Baños del Naranjo y la gran joya patrimonial de la capital, su Catedral (y concretamente sus balcones). Para materializar la propuesta, en estos escenarios han mostrado su buen hacer el Coro de Trombones del Conservatorio Superior de Música de Jaén y la Banda Municipal de Jaén.

El Coro de Trombones del CSM de Jaén, dirigido por Javier Yera, ha interpretado un programa compuesto por ‘La Mourisque’, ‘Mon Amy’, ‘Pavane Bataille’, ‘Ronde’, ‘Saltarelle’, ‘Pavane’, ‘Nachtanz’ y Schafertanz’, todas piezas de Tylman Susato; ‘La Vaillance’ y ‘La Generosité’, de Georg P. Telemann; y finalmente, ‘Marcha Fanfare’, de C. P. E. Bach. En cuanto a la Banda Municipal de Jaén ha interpretado desde los balcones de la seo de la capital el programa ‘Fanfarrias para Santa Cecilia’ (D. Salcedo), que incluía ‘Salutación’, ‘Oración’, ‘Cecilia y Valerio’ e ‘Himno y despedida’.